El patriotismo

El patriotismo es un valor que consiste en amar y respetar a nuestro país.

La limpieza

La limpieza es un valor que produce bienestar, aseo y disciplina.

El respeto

Respetar es hablar sin gritar.  Los valores se inculcan en casa.

Escoge el protector solar indicado

Valor: Prudencia
Escoge el protector solar indicado

¿Quieres proteger del sol a tu pequeño y no sabes cuál es el protector solar más adecuado?

En época de verano los rayos del sol son más fuertes y una quemadura severa en niños menores de 6 años puede causar en un futuro cáncer de piel o fotoenvejecimiento, que son arrugas prematuras o manchas por la exposición indebida al sol, por eso ¡Cuida la piel tu pequeño!

Actualmente las casas presentan varios bloqueadores de sol pero para evitar confusiones a la hora de escogerlo ten en cuenta estas indicaciones básicas de la Dra. Manrique:

  • Primero, evita la exposición solar entre las 10 horas y las 14 horas. Mantén fuera de la exposición solar directa a niños menores de 6 meses. Jamás dejes a tu hijo durmiendo bajo el sol.
  • Busca un factor de protector solar (SFP) arriba de 15. Pero evita llevarte por solo el número ya que algunos son SFP 50 y protegen lo mismo que un SFP15. Los mejores protectores son aquellos que tienen filtro y pantalla, por ello, busca los que contienen óxido de zinc y dióxido de titanio.
  • Es erróneo creer que una vez que le aplicaste protector solar su piel estará protegida durante todo en día. En la ciudad, aplica protector solar a tu pequeño cada 3 horas y en la piscina o cuando suda, repite la aplicación cada hora e incluye uno que sea a prueba de agua.
  • Evita dejarlo al alcance de los niños.

Disfruta del Sol junto a tu pequeño en verano o en cualquier época pero con la debida protección.

Fuente: Dra. Manrique, especialista de la piel

Organiza tu tiempo

Valor: desarrollo

Organiza tu tiempo

Por: María José Gálvez

 

Una buena organización te puede ayudar a realizar con éxito varias tareas.

Algunas ideas que te ayudarán a administrar tu tiempo pueden ser: Evita realizar varias tareas a la vez, aunque parezca que abarcas bastante ya que impedirá que te concentres. Además, el hacer cosas al mismo tiempo aumenta la posibilidad de dejar varias tareas pendientes, por lo que te puedes sentir agobiada y peor aún, con estrés.

Elabora un horario con tus actividades diarias. Piensa en las diligencias prioritarias que realizas todos los días y en los distractores para minimizarlos. Ten en cuenta que se pierde el tiempo en actividades que pueden esperar, piensa cuáles son y déjalas hasta el final. Por último, asigna a tus hijos algunas tareas sencillas. Al poner en práctica un horario, construirás una rutina que te dará un orden mental que luego se convertirá en acciones.

Otro instrumento que puedes utilizar es tu agenda. Para que funcione, asigna un día para hacer una previsión quincenal y dedica media hora para revisar las actividades en los siguientes quince días, como: actividades del colegio, compromisos sociales, cumpleaños, pagos, oficina y otros.

Al prever, te prepararás con tiempo para hacer compras de lo que necesitarás. Organiza tu ruta y salidas para hacer varios mandados en un día. Aprovecha Internet para hacer pagos y trámites personales, esto te ahorrará tiempo.

Convive con tus hijos en automóvil, canta canciones, enséñales adivinanzas o explicarles todo lo que observan. Usa tu creatividad para disfrutar este tiempo con ellos. Si vas al supermercado, convérsales sobre los nutrientes que tienen las frutas y las verduras.

Tu presentación personal cuenta mucho, no dejes que te vean desarreglada. Dedica unas horas del domingo para tu cuidado personal y prepara tu ropa de la semana, déjala lista en una percha e incluye los accesorios que te pondrás, así evitarás carreras matutinas.

“Yo establezco prioridades para el beneficio de mi familia y la coloco siempre de primero en mis decisiones, incluyendo las profesionales. Además, aprovecho cada instante que tengo libre para estar con mis chiquitas y hacer lo que realizan las mamás que no trabajan”, Expresó la comunicadora Camila Canabal que recientemente estuvo en Guatemala para el lanzamiento de Pampers Premium Care.

Por lo anterior, recuerda que eres la dueña de tu tiempo, no tienes por qué vivir sintiendo que vas de prisa. Con creatividad e iniciativa, puedes estar siempre al control.

Fuente: Brenda Can de Peralta, especialista infantil

Fabrica 2 alcancías y enséñale a manejar su dinero

Valor: El ahorro
Aplica estas ideas con tu hijo y ayúdalo a formar hábitos de ahorro y responsabilidad. Algunas de ellas, las aplicaron mis padres y me han servido.
Cuando le des dinero, explícale que puede gastar una parte y ahorrar otra. Para motivarlo a que ahorre, fabriquen juntos 2 alcancías. Utilicen 2 cajas de cartón, recipientes o latas de leche y píntenlos o fórrenlos de un color diferente. Asigna una alcancía para el dinero que se usará a corto plazo y la otra, a mediano plazo, y deposita cierta cantidad de dinero para iniciar.
Juntos definan para qué se puede utilizar el dinero de la alcancía a mediano plazo, por ejemplo, unas vacaciones. Es válido que a mediados de año se abra esta alcancía para contar el dinero y abrir una cuenta de ahorro en un banco.
La alcancía que tiene el dinero de corto plazo servirá para comprar un objeto que él desee, como un libro, un juguete o crayones. Dile que dibuje o pegue la fotografía del objeto que desea comprar.
Es probable que completes la cantidad de dinero que cuesta el objeto, pero lograrás que tu hijo se esfuerce por alcanzar una meta, aprenda el valor de las cosas, entienda que un esfuerzo tiene su recompensa y mejore su perseverancia. Ten la seguridad que para tu hijo es más impactante saber que él o ella han contribuido a comprar lo que desea y lo valorará más.
Acompáñalo en esta actividad, verás que poco a poco tu hijo se hará más responsable. Es probable que en algún momento, te diga que se ha quedado sin dinero para gastar o ahorrar, sin embargo, esta experiencia le ayudará a organizarse mejor en una próxima oportunidad.
Recuerda que si le enseñas a manejar el dinero desde pequeño, tendrá una idea de cómo administrarlo después.
Fuente: Especialista en Educación Preescolar, Brenda Can.

Alegría

Valores
Alegría

Disfrutar con los demás es alegría. En un momento de tranquilidad, pregúntele qué frases o actitudes lo hacen sentir alegre y cuáles no. Luego, proporciónele una hoja que tenga un círculo grande para que dibuje su cara cuando se siente feliz.

Evite la inconformidad. Establezca un límite a las demandas de su hijo y enséñele a disfrutar lo que tiene.

Muestre admiración y curiosidad por los eventos cotidianos.

Organice actividades en donde la finalidad sea pasarla bien en familia o con amigos, como: excursiones, comidas especiales o ver una película. Recuerde que una actividad sencilla puede ser mejor que una suntuosa, si se la pasa bien con sus hijos.

Ante un enfado de su pequeño, cambie la respuesta habitual y promueva el humor para que su hijo se ría y olvide su enfado.

Amistad

Valores
Amistad

En las primeras etapas, los niños pueden compartir el mismo sitio de juego aunque cada uno tenga su propio juego. Evite presionarlo para que interactúe con el grupo y fomente amistad, a su tiempo él mismo socializará sin presión.

Evite mimar a su hijo. Con frecuencia a los niños mimados se les dificulta socializar en un grupo porque descubren que los demás no están dispuestos a satisfacer todos sus caprichos.

Recuerde que el niño establece los primeros lazos de amistad con los miembros de su familia. Fomente la amistad del niño con las personas adultas, como tías y abuelos, quienes disfrutan de la compañía del niño y le prestan atención.

Facilite situaciones para que su pequeño socialice con otras personas como: visitas al parque, fiestas infantiles y cursos libres.

Tenga presente que en algún momento su hijo puede tener un amigo imaginario que lo ayude a expresar sus deseos, anhelos y sentimientos. Evite negar el amigo imaginario y pregúntele qué hace con él, para saber qué expresa su hijo.

Amor

Valores
Amor

Sentir los cuidados de mamá es amor. Recuerde que si su hijo se siente amado, también se sentirá seguro, ofrecerá amor y se enfrentará de una mejor manera a los inconvenientes.

Amar a su hijo no significa que le permita que se comporte de manera inadecuada.

Promueva los abrazos y las muestras de cariño en la familia. Si su hijo sabe contar hasta 10, motívelo a que reparta 10 abrazos en un día.

Entregue varios corazones de cartulina a su hijo, invítelo a que los pinte, les pegue una paleta de helado en la parte de atrás y los entregue a las personas que quiere.

Demuestre su amor, dedíquele tiempo y establezca reglas a todos sus hijos, tomando en cuenta las etapas del desarrollo en que se encuentran.

Compartir

Valores
Compartir

Dar lo que tienes es compartir. Para fomentar el valor de compartir es necesario que tome en cuenta que a los tres años de edad al niño aún le cuesta entender que sus pertenencias siguen siendo suyas aunque las preste por un momento. Alrededor de los seis años establece grupos de juego y el papel que tiene en este.

Si su hijo visita otra casa, procure que lleve un juguete o un objeto para compartir y comente esto con los dueños de la casa.

Obtenga juegos que puedan ser utilizados por varios niños, como trocitos, crayones, plastilina o disfraces. Evite proporcionar un solo juguete, porque a menudo se ocasiona conflicto cuando hay varios niños.

Motive a su hijo a que disfrute las historias de la familia que le comparten sus familiares.

Antes de invitar a otros niños, seleccione qué juguetes desea compartir su hijo. Utilice palabras como: “muéstrale” o “enséñale”, en lugar de “comparte”.